Día 1º: España - Tallín

Salida desde ciudad de origen en vuelo destino Tallín. Llegada, encuentro con el guía y traslado al hotel. Entrega de llaves. Alojamiento en el hotel.

Día 2º: Tallín

Por la mañana visita de la ciudad de Tallinn, capital de Estonia. En la actual ciudad de Tallinn, capital de Estonia, podemos apreciar una perfecta simbiosis entre las tradiciones más antiguas y la modernidad más actual. Visita al centro histórico de la ciudad donde destacan las iglesias de San Nicolás y de San Olaf, la Plaza del Ayuntamiento, la Torre Toompea, las antiguas murallas de la ciudad, etc. Visitaremos igualmente las ruinas del convento de Sta. Brígida en la zona Pirita. Por la tarde visitaremos el Museo Etnográfico al aire libre “Rocca–al-Mare”. Magnífica recreación de un pueblecito típico estonio, situado en un bello bosque junto a la costa del Báltico. El museo al aire libre, que incluye 72 edificios, entre los cuales destacan los característicos molinos de agua y de viento, permite al visitante descubrir la vida rural en Estonia durante los siglos XVIII y XIX.  Alojamiento.

Día 3º: Tallín - Parque nacional de Lahemaa - Tallín

Por la mañana traslado y visita del Parque Nacional de Lahemaa. El parque está situado a 50 km de Tallinn y se extiende a lo largo de un paisaje rocoso plagado de penínsulas. Lo más destacado son las construcciones de estilo rústico en madera, de gran valor arquitectónico e histórico, así como los grandes lagos y parques. De las poblaciones de la zona, algunas con una antigüedad de más de 400 años, destaca Altja, antigua villa de pescadores que conserva importantes restos arqueológicos y las Casas Solariegas de Palmse y Sagadi, magníficos ejemplos de la arquitectura estona tradicional. Continuación de la visita del parque y a la hora convenida traslado de  vuelta a Tallinn. Alojamiento.

Día 4º: Tallín - Sigulda - Cesis - Riga

Viaje por la carretera que bordea la costa del mar Báltico. Llegada al Parque Nacional deGauja en Sigulda, conocido como la “Suiza letona”. Visita de las ruinas del Castillo de la Orden de los Caballeros Teutónicos (S.XIII) que estaba conectado con otras pequeñas construcciones mediante pasajes subterráneos y visita al Castillo medieval de Turaida (1214), el mejor conservado de toda Letonia. También veremos el Museo de Historia Local de Sigulda, la tumba de Turaida, la cueva Gutmann y el Parque Daina, parque escultórico dedicado al folklore letón.  Posteriormente nos desplazaremos a la ciudad de Cesis, situada en el corazón de la región de Vidzeme. A destacar el Castillo de la Orden de los Caballeros de la Espada que data del siglo XIII, la torre gótica de la Iglesia de San Juan situada en la plaza principal, así como sus pintorescas casas de madera, calles y callejuelas. Disfrutaremos de tiempo libre para conocer y explorar por nuestra cuenta esta ciudad que aún mantiene ese ambiente de seguir anclada en el pasado. Traslado hasta Riga. Alojamiento.

Día 5º: Riga

Visita panorámica de Riga la mayor y más cosmopolita de las tres capitales bálticas. Situada a orillas del rio Daugava o Dvina, a 10 km del mar Báltico, Riga fue fundada por el arzobispo de Bremen Albert Von Buxhoeveden, llegado en 1201 al frente de un ejército para convertir por la fuerza las tribus bálticas al cristianismo. Tras su anexión por el zar Pedro el Grande en 1721, Riga experimentó un gran desarrollo económico, llegando a ser la tercera ciudad en importancia del Imperio Ruso, tras Moscú y San Petersburgo. Tras un breve periodo de independencia entre 1920 y 1940, Riga fue incorporada a la Unión Soviética junto con las tres repúblicas Bálticas. Capital de Letonia independiente a partir de 1991, la ciudad ha recobrado su antiguo esplendor y por ello ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Realizaremos un recorrido panorámico a pie en el centro histórico.  Sus calles adoquinadas, perfectamente conservadas, han preservado el ambiente medieval que le caracteriza. Admiraremos los magníficos edificios de los ricos comerciantes hanseáticos, así como el Castillo de Riga, actual sede de la Presidencia de la Republica, el antiguo Convento y Hospital del Espíritu Santo, la catedral católica de San Jacobo y algunas de las edificaciones civiles más antiguas de la ciudad, como la célebre casa de “las Tres Hermanas” o la casa de los “Cabezas Negras”, sede de la célebre hermandad de capitanes y comerciantes hanseáticos. Visita de la Catedral de Riga más conocida como el Domo, la mayor de los países bálticos, joya gótica construida en 1211 cerrado al río Daugava. Dedicada al culto protestante, sus austeros interiores impresionan por su solidez: algunos de sus muros miden más de 2 metros de espesor. Es celebre por su espectacular órgano, el mayor de Europa construido en 1844: cuatro teclados y más de 6.700 tubos. Visita de la Iglesia de San Pedro bella construcción gótica edificada en el 1209. Tras el terrible incendio que tuvo lugar tras los bombardeos de la II Guerra Mundial, la Iglesia fue esmeradamente restaurada. Visita del Mercado Central de Riga. Es el mayor mercado de los Países Bálticos y uno de los mayores de Europa. Inaugurado en 1930, fue el mayor proyecto arquitectónico en la Letonia de entreguerras, imponente construcción de 5 grandes naves de estilo Art Nouveau en pleno centro de Riga. Aun hoy funciona como mercado, siendo el lugar donde tradicionalmente los habitantes de la capital se dirigen para adquirir los productos de consumo diario, y donde los granjeros de todo el país venden sus diferentes mercancías: verduras, frutas y frutas del bosque, charcutería, carne y pescados; quesos y diversos lácteos. Una excelente ocasión para descubrir aspectos de la vida cotidiana, así como los ricos productos locales. Visita del barrio Art Nouveau de Riga la mayor colección de edificios Art Nouveau en el mundo, con sus características fachadas de líneas sinuosas y rica ornamentación. Su construcción se inició entre finales del siglo XIX y principios del XX, aunque los edificios más celebres son magníficos ejemplos del característico estilo Jugendstil de entreguerras. Por la tarde visita de Jūrmala. El más importante y tradicional lugar de veraneo de los Países Bálticos es famoso por sus riquezas naturales, la suavidad de su clima, y sus aguas minerales. Pero su atracción principal es sin duda la inmensa playa de arena fina que se extiende a lo largo de más de 33 km., bordeada por densos bosques de pinos, entre el mar Báltico y el río Lielupe. Admiraremos algunas de las más de 3.500 mansiones tradicionales de madera, muchas de ellas declaradas Monumento Nacional, donde la elite de Riga acudía a pasar sus vacaciones, y que dan a Jurmala un carácter particular y encantador. Alojamiento.

Día 6º: Riga - Palacio Rundale - Colina de la Cruces - Klaipeda

Salida por la mañana en dirección a Lituania. Todavía en Letonia, visita al famoso Palacio de Rundale, antigua residencia de verano de los Duques de Curlandia. Construido en la primera mitad del siglo XVIII por el arquitecto italiano Francesco BartolomeoRastrelli, que también diseño el Palacio de Invierno de los zares en San Petersburgo. La construcción fue seriamente dañada durante las diversas guerras que asolaron el país desde su construcción. El interior fue renovado y en la actualidad el palacio luce espléndidamente. Grandes candelabros de cristal, paredes forradas con seda, preciosas molduras de estuco,  esculturas, enormes chimeneas, salas de espejos y todo tipo de obras de arte y ricos objetos adornan las diferentes salas y habitaciones del palacio. Continuación del viaje. En Lituania, parada en la misteriosa Colina de las Cruces, un santuario para muchos católicos. Los primeros cientos de cruces fueron puestas por las gentes de la región para honrar a los muertos de la revuelta anti-zarista de 1831. Cuando las autoridades soviéticas tomaron el poder en Lituania tras la II Guerra Mundial, intentaron retirar las cruces en muchas ocasiones. Pero las cruces siempre volvían a aparecer, la gente las volvía a poner durante la noche. En la actualidad más de 50,000 cruces dan testimonio del espíritu del pueblo lituano. La colina fue visitada por el Papa Juan Pablo II en su visita por Lituania en 1993. Continuación hasta el hotel de Klaipeda. Llegada, entrega de llaves y alojamiento en el hotel.

Día 7º: Klaipeda - Neringa - Kaunas

Traslado al puerto para salir en ferry al Parque nacional de la Península de Curonia: Neringa, incluida en el año 2000, en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO. Se trata de un saliente entre el mar Báltico y el mar interior de Curonia, único en Europa. Es una de las áreas más bellas del Mar Báltico, reserva natural, compuesta por dunas y bosques de pinos con un hábitat de raras especies de flora y fauna. Desembarcamos y continuamos la visita, a lo largo de la costa, con parada en Nida, la más romántica y serena ciudad de la península, con sus majestuosas dunas de 50 metros de altura. Nida es el asentamiento más antiguo en Neringa. Aldea de pescadores que conserva todas sus construcciones de hace más de 150 años. Almuerzo. Por la tarde regreso a Klaipeda, en ferry. Alojamiento.

Día 8º: Klaipeda - Kaunas - Trakai - Vilnius

Por la mañana traslado hasta Kaunas y visita de la ciudad - En el casco antiguo se encuentran un gran número de monumentos arquitectónicos, el castillo medieval del S.XIII, el edificio del antiguo  ayuntamiento, conocido como el “Cisne Blanco”, la Catedral, la iglesia de San Francisco Javier y el monasterio jesuita, la iglesia de Perkunas y la iglesia de Vytautas. Traslado a Trakai. Tras el almuerzo visita a Trakai  la antigua capital del Gran Ducado de Lituania se encuentra a 27 Km. al este de Vilnius. La principal atracción es el castillo situado en una isla en medio del Lago Galve. Se trata del castillo más famoso y fotografiado de toda Lituania. Esta fortificación realizada en ladrillo rojo, fue construida por el Gran Duque Vytautas en la segunda mitad del S. XIV. Vytautas trajo tártaros de la península de Crimea como guardia personal, se trata de los Karaites, grupo étnico de origen turco que practican una religión única y particular; sus descendientes todavía conservan todas las tradiciones de sus antepasados allí establecidos aportando a la ciudad un toque de distinción. Traslado al hotel de Vilnius, entrega de llaves. Alojamiento en el hotel. 

Día 9º: Vilnius

Por la mañana Visita panorámica de Vilnius, capital de Lituania. Capital de Lituania. En el siglo XIV fue declarada capital del estado de Lituania, por el Gran Duque Gediminas, quien invitó en 1323 a numerosos artesanos y comerciantes de toda Europa a que se instalasen para dar así un impulso al desarrollo comercial y estructural de la ciudad. El casco antiguo de Vilnius es uno de los mayores de toda la Europa del este. Cuenta con un total de 359 hectáreas en las que hay distribuidas cerca de 1500 construcciones, dándose una perfecta combinación de diferentes estilos arquitectónicos, desde el gótico hasta el postmodernismo. En 1994 esta parte de la ciudad fue incluida dentro de la lista de enclaves patrimonio de la humanidad de la UNESCO. A destacar, las iglesias de Santa Ana y de San Pedro y San Pablo, así como la catedral. También significativas, los patios de la antigua Universidad de Vilnius, (fundada en 1579, se trata de la universidad más antigua de la Europa del este); la torre del castillo de Gediminas, con impresionantes vistas de toda la ciudad; la famosa “Puerta de la Aurora” y la Galería del Ámbar. Visita del cementerio de Antakalnis. En este cementerio reposan numerosos militares muertos en suelo lituano. Destacan más de 3000 tumbas de soldados franceses que perecieron en el ataque de Napoleón a Rusia en 1812. También están enterrados aquí soldados alemanes y rusos caídos en las dos guerras mundiales, polacos que murieron durante las luchas de 1920, y patriotas lituanos que fueron abatidos por tropas soviéticas en 1991, durante el proceso de independencia de Lituania. Tarde libre. Alojamiento en el hotel.

Día 10º: Vilnius

A la hora convenida traslado al aeropuerto. Facturación del equipaje y salida del vuelo destino lugar de origen. Fin de los servicios.

El precio incluye:

  • Vuelo MAD - TLL / VNO - MAD via punto europeo TASAS NO INCLUIDAS
  • 9 noches de alojamiento en los hoteles 4* en habitaciones standard con baño/ducha
  • Autocares de Lux para los traslados, visitas y excursiones. Max 51 plazas incluyendo la plaza del guía acompañante desde España. Máximo 1 maleta por persona.
  • 9 desayunos en los hoteles tipo bufé, 8 almuerzos y  9 cenas - menús servidos de 3 platos (entrante, principal y postre) + café o té / pan / botella agua mineral o bufé según los hoteles confirmados
  • Visitas indicadas en el programa con entradas a los monumentos:
    • Tallín: Monasterio de Pirita, Mansión Palmse.
    • Riga: Catedral Dome, Parque Nacional Gauja (Entrada al Castillo de Turaida, Museo de Historia de Sigulda, Cueva Gutmans, Parque Daina) Palacio de Rundale (jardines y palacio).  Cesis; Castillo Orden de los Caballeros.
    • Vilnius: Ferry Klaipeda – Curonia – Klaipeda+tasas ecológicas, Universidad de Vilnius (patios e Iglesia de S. Juan), Castillo de Trakai.
  • Guía profesional acompañante desde Frankfurt hasta Frankfurt (guía de destino que se desplaza hasta Frankfurt, no español) y locales de habla hispana para visitas según programa. El guía profesional acompañante que tendrían en destino viajará hasta Frankfurt para recogerlos y regresará con ellos a Frankfurt. Tanto a la ida como a la vuelta de Frankfurt cogerán el mismo vuelo, encontrándose en la zona de embarque el 15SEP pero el 24SEP no podrá esperarse con ellos dentro del aeropuerto de Frankfurt hasta que cojan el vuelo hacia Bilbao, pues él o ella tendrá que recoger su maleta y salir del aeropuerto.
  •  1 pax free por cada 25 pax de pago en doble

El precio no incluye:

  • Tasas aéreas, 146 euros por persona sujetas a cambios hasta el momento de la emisión.
  • Guía acompañante desde España
  • Suplementos.
  • Seguro de viaje
  • Cualquier otra cosa no especificada en “Precios Incluyen”